Menu
Menu

“El consumo regular de Kamut, favorece la presencia de fibra intestinal beneficiosa”.

Lucía de Rueda Aramburu. Dietista en el Gabinete Dietético de Rueda-Bradley (Valladolid)

 

 ¿Qué es el Kamut?

El trigo Kamut es un tipo de trigo antiguo, originario de Egipto, cuya producción es únicamente orgánica. No ha sido modificado genéticamente ni mezclado con otras especies.  Esto supone una ventaja ya que debido a los métodos de producción actuales, nuestros cereales contienen una menor concentración de minerales como zinc, cobre, hierro y magnesio (1).

Sus granos son el doble de grandes que los del trigo moderno y tiene más cantidad de proteínas, lípidos y vitaminas que éste.

¿Por qué se ha puesto de moda?

En estos últimos años nos hemos empezado a preocupar más por llevar una alimentación saludable, nos inquieta consumir alimentos modificados genéticamente y excesivamente refinados. Tiende a haber una tendencia general hacia una alimentación más “natural ” o tradicional. Basta con ver el aumento de la popularidad de las dietas “Paleo” o la cantidad de alimentos orgánicos disponibles en los supermercados. Como respuesta a esta tendencia aparece el Kamut: un grano “antiguo” fruto del  cultivo orgánico.

Por otro lado ha aumentado el número de personas que se aquejan de molestias al digerir alimentos que contienen trigo (ej. pan,  pasta). En este aspecto, el Kamut ha demostrado una ventaja frente al trigo moderno, ya que personas con Síndrome del Intestino Irritable (SII) notaron una mejoría al consumir este tipo de trigo (2).

Sin embargo, es la variedad de trigo más antigua que se conoce, ¿no?

Los orígenes de este trigo son un tanto misteriosos. Se dice que se encontró en el interior de una pirámide de Egipto hace muchos años. En 1940 miembro de las Fuerzas Armadas americanas le envió a su padre, un granjero de trigo en Montana, una muestra de los granos.

Otras fuentes dicen que su origen es de Mesopotamia y que fue encontrado en tumbas egipcias. Sin embargo no existe evidencia arqueológica que lo corrobore.

En Turquía, por ejemplo, lo llaman “trigo del profeta” ya que hay una leyenda que dice que Noé lo trajo en su Arca.

¿Desde cuándo se consume?

Este trigo se consumía en el antiguo Egipto, junto con otras variedades de trigo. Se intentó comercializar sin mucho éxito en 1949. Y no fue hasta 1977 cuando su producción se hizo muy popular. El Kamut®, como marca registrada, lleva produciéndose desde 1990 principalmente en Estados Unidos.

¿Y cuáles son sus propiedades más destacadas? Se le atribuyen propiedades antioxidantes, anti inflamatorias, reductoras del colesterol y LDL (colesterol malo) y reguladoras del azúcar en sangre en diabéticos de tipo 2 (3, 4, 5).

El consumo regular de Kamut tiene una función prebiótica, favoreciendo la presencia de flora intestinal beneficiosa para nuestra salud (6).

Comparado con el trigo moderno tiene un mayor contenido de minerales como potasio, magnesio, hierro y selenio, y del aminoácido lisina, importante para la absorción de calcio y la producción de colágeno.

Lo que creo que es importante destacar es que el Kamut no es apto para personas alérgicas al trigo. Un estudio publicado en la Revista Europea de Alergia e Inmunología Clínica señaló que el potencial alergénico de trigo Kamut y el moderno era el mismo (7). Se aplica lo mismo para celíacos: el Kamut sigue siendo un tipo de trigo y por lo tanto contiene la proteína del gluten.

Como decíamos antes, de lo que sí que ha habido información es sobre la mejora en la digestibilidad de este tipo de trigo en personas con SII y Sensibilidad al gluten-no celíaca (SGNC) (2). En este sentido, parece que el Kamut produce menos marcadores proinflamatorios que el trigo moderno y causa menos o ningún síntoma en este tipo de pacientes.

Sin embargo, todos los estudios mencionados en este artículo (y en la página de Kamut) han sido parcialmente financiados por Kamut, y aunque los autores no consideran que haya habido un conflicto de intereses, hay que interpretar estos resultados con cautela.

¿Es muy calórico?

Proporciona prácticamente las mismas calorías que el trigo moderno.  La composición nutricional es ligeramente diferente ya que el Kamut contiene mayor cantidad de proteínas y grasas poli insaturadas que el trigo moderno.

O sea que engorda más ¿no?

Es una diferencia muy pequeña, apenas 10kcal. Y aunque tiene mayor cantidad de grasa, ésta es poliinsaturada, que es beneficiosa para la salud cardiovascular.

¿Cómo se consume? ¿Como cualquier cereal?

Sí. Se puede cocinar como cualquier otro cereal. Sustituyendo a la arroz o la pasta en nuestras comidas, como base de pizza o como cereal de desayuno. Una de las ventajas de este cereal es que tiene un sabor ligeramente más dulce que el trigo, por lo que es ideal para cocinar postres como magdalenas o bizcochos. También se vende en panaderías orgánicas, sólo o mezclado con otros tipo de cereales.

¿Y tiene algún tipo de contraindicación o desventaja sobre otros trigos?

Al ser orgánico y estar de moda, resulta bastante más caro que el trigo moderno. También es más difícil de encontrar, ya que no se vende en supermercados convencionales y hay que acudir a tiendas especializadas de productos orgánicos.

En resumen, el Kamut parece una interesante alternativa al trigo pero sin llegar a ser el “súper alimento” que muchos defienden. Puede ser ligeramente más rico en vitaminas y minerales que el trigo moderno, pero en cantidades tan pequeñas que no proporcionan una gran diferencia en el marco de una dieta equilibrada.

El aspecto que resulta más prometedor es el de la digestibilidad. Sin embargo la evidencia científica disponible no es concluyente.

Si te gusta probar nuevos sabores ¡a por ello! El Kamut es más dulce que otros trigos y puede suponer un cambio interesante en tus recetas. Pero si vas a tomarlo religiosamente como si fuera una panacea, yo me esperaría a que se realizaran más estudios científicos independientes.

 

Suplemento de salud de La Razón

Back to Blog

Deja un comentario

Back to Blog