Menu
Menu

“Las verduras en lata o conserva llevan conservantes”

Publicado en el suplemento de salud de La Razón

LETICIA GARNICA BASELGA, Directora y Nutricionista en www.dietistaynutricionista.com. Diplomada en Nutrición y Dietética y Lda en Ciencia y Tecnología de Los alimentos. 

 

¿Es verdad que las verduras congeladas conservan prácticamente todas sus propiedades?

Las verduras congeladas, normalmente, son congeladas nada más haber sido recolectadas. Son congeladas con método de enfriamiento rápido evitando la pérdida de vitaminas y minerales. Conservan casi todas sus propiedades nutritivas y organolépticas puesto que son cosechadas en su momento justo.

 

¿Pero todas las verduras, o hay algunas que no las conservan de la misma manera?

Hay determinadas verduras como son las que vamos a comer crudas, como la lechuga, que al no cocinarse, a parte de la pérdida de vitamina C que sufren, también se quedan con textura blanda y prácticamente sin gusto.

 

¿Se pueden congelar en casa, o es preciso comprarlas ultracongeladas?

Si las congelamos en casa, puede que esas verduras ya hayan ido perdiendo parte de sus vitaminas además de las pérdidas que sufran en el proceso de congelación, que aunque es poco, algo se pierde. Si nosotros las congelamos en casa quiere decir que ya han sufrido un deterioro al transportarse, estar en cajas en los supermercados o fruterías. Además, pasa más tiempo y los procesos de maduración y enzimáticos prosiguen hasta que las congelamos. Mientras que si las compramos ultracongeladas, sabemos que han sido sometidas al proceso de frío enseguida, bloqueando la pérdida de nutrientes y manteniendo los nutrientes del momento justo de la recolección.

 

De todos modos, las verduras que llegan a los supermercados, ya han perdido algunas propiedades después de pasar tiempo en cámaras frigoríficas, ¿no?

Desde que la verdura es arrancada de la tierra ya está perdiendo ciertas propiedades y empiezan distintos procesos que hace que vayan perdiendo vitaminas y minerales en el almacenamiento, refrigerado y después consumo. Pocas veces nos tomamos las verduras recién recolectadas del huerto a la mesa.

 

Otro punto a favor respecto a las verduras congeladas es que llegan perfectamente limpias al consumidor y sin restos de pesticidas u otras bacterias o patógenos, ¿no?

Las verduras congeladas nos llegan limpias, cortadas y peladas. Lo único que debemos hacer es cocinarlas. Mucha gente vuelve a lavarlas, pero no es necesario pues ya está limpias.

 

¿Es mejor consumir verduras congeladas que verduras en conserva, en bote o en lata?

Personalmente considero que son mejores dado que no llevan ningún tipo de conservante ni aditivo dado que el frío las conserva. No llevan sal, el único proceso que siguen es el lavado, escaldado y ultracongelado. Mientras que las de bote o lata llevan conservantes, acidulzantes y muchas llevan sal.

 

Además, se cocinan sin necesidad de ser descongeladas, ¿no?

No es necesario descongelar las verduras para cocinarlas, ni para que sean salteadas puesto que están escaldadas previamente y en la sartén se descongelan en su jugo. Si las hervimos tampoco hay ningún tipo de necesidad.

 

¿Y es recomendable hacerlas también al dente, no demasiado cocidas para que no pierdan sus propiedades?

Es cierto que en la cocción se pierden muchas vitaminas, sobre todo las hidrosolubles, por eso es mejor que el tiempo de cocción sea corto. Hay determinadas verduras que si se cuecen poco, son demasiado duras, como son las judías verdes. Pero el resto, siempre es mejor una cocción corta dónde mantendrán mejor sus propiedades nutritivas.

Back to Blog

Deja un comentario

Back to Blog