Menu
Menu

El discurso de Rajoy

Dirán ustedes que me entusiasmo con nada, que me vuelvo crédula con poco y que confío sin meter la mano hasta el fondo como Santo Tomás, pero el discurso de Investidura de Mariano Rajoy me ha devuelto la esperanza en la clase política. Como lo leen.

Es cierto que Rajoy (quien por cierto tiene mejor planta con los años) no es un hombre especialmente carismático. Y que yo, como tantos otros españoles, le he echado en cara alguna vez esa característica suya tan gallega de no de decir ni sí ni no, ni blanco ni negro? Pero me he quedado estupefacta al escucharle contar las medidas de su futuro gobierno, una detrás de otra, con la espada de Damocles de los nacionalismos pendiendo sobre su cabeza y sin que le temblara el pulso al hablar de los siempre impopulares recortes.

Lee el artículo completo en La Gaceta de Salamanca.

Back to Blog

Deja un comentario

Back to Blog