Menu
Menu

Escotes

Me preguntan por ahí si es verdad que un buen escote consigue más que un buen plato de lentejas estofadas… Y la verdad es que no lo se. Pero como lo de la cocina es algo que se puede compartir me he decidido a recomendar diferentes escotes para distintas ocasiones y sobre todo “pechonalidades”.

Empezaré diciendo que un buen escote sólo lo es cuando la piel se ve brillante y bien cuidada. La arruga en el escote nunca es bella y un escote seco y agrietado no resulta en absoluto atractivo. Así que nada como recurrir a las diversas cremas que existen en el mercado – la de Clarins es excepcional- y recordar que, como decía mi abuela, la cara termina exactamente en el escote y hasta ahí es hasta donde debe llegar cualquier crema facial. Una vez bien cuidado y en condiciones el escote, nada como potenciarlo, sí, pero en su justa medida. Una regla de oro es conocer el propio cuerpo. Porque dependiendo del pecho y los hombros nos favorecerá más uno u otro escote.

Lee el artículo completo en Wapa – Los secretos de Marta

Back to Blog

Deja un comentario

Back to Blog